¿Se marcharon los hijos de su casa? Llegó la hora de hacer algunos cambios


Hang on for a minute...we're trying to find some more stories you might like.


Email This Story






(ARA) – Cuando los hijos se van de casa después de comenzar a trabajar por su cuenta, la vivienda pudiera parecerle un poco tranquila al principio, sin adolescentes saqueando el refrigerador antes de salir al patio para un partido de fútbol. Incluso tendría que admitir que echa de menos la conversación constante de su hija en el celular, hablando con no se sabe quién.

Pero cuando los hijos se van, puede recuperar su propia casa, y su vida. Puede reacondicionar su vivienda, sus finanzas y su vida en torno a lo que usted y su cónyuge deseen para sus años de jubilación.

Por ejemplo, si sus hijos estaban incluidos en su póliza de seguro y ahora inician su vida independiente por su cuenta, deben adquirir su propio seguro. Ayúdelos a hacer una comparación de seguro para que puedan encontrar el mejor seguro de carro para conductores jóvenes. Esto propiciará que su propia prima de seguro disminuya, y así ahorrar dinero en algo que le gustaría hacer. Además, pregúntele a su agente de seguros si es elegible para un descuento por edad avanzada.

Si desea seguir viviendo en su casa por largos años, podría considerar reacondicionarla para vivir cómodamente en la medida que envejece. Cerca del 90 por ciento de los estadounidenses mayores de 60 años permanecen en la misma vivienda, según 20 años de datos del censo de 1990 y el 2000. Estos son algunos ejemplos de cómo hacer su casa más segura para la vejez:

* Instale agarraderas de apoyo en los baños.

* Deshágase de las alfombras sueltas en los pasillos que pueden convertirse en peligro de caídas.

* Despeje las vías de acceso en la casa y el garaje de muebles y otros artículos almacenados.

* Rediseñe la ducha para no tener que subir el quicio de la bañera. Con frecuencia el equilibrio es difícil de mantener con el paso de los años, y si garantiza la entrada sin obstáculos a la ducha, eliminará el problema de perder el equilibrio.

* Coloque los artículos almacenados en estantes más bajos para no tener que subirse sobre una silla o banqueta para tener acceso a éstos. Esto le ayudará a no perder el equilibrio y correr el riesgo de una caída.

Otro aspecto que le interesaría tener en cuenta es su póliza de seguro de vida. Si sus hijos ya terminaron sus estudios universitarios y usted pagó la hipoteca, tal vez no necesite demasiada cobertura de seguro. Dedíquele tiempo a reevaluar el presupuesto de su núcleo familiar, y determinar si sus familiares podrían tener problemas financieros en caso de que usted o su cónyuge no aporten ingresos al presupuesto.

Cuando los hijos se van de la casa la familia tiene que realizar varios ajustes, pero tal vez descubra que la tranquilidad en la vivienda le permitirá dedicarse a los pasatiempos e intereses para los que no tenía tiempo anteriormente.